viernes, 22 de mayo de 2009

¡Ay, Benedetti!

Por José Díaz Cervera

Nunca me convenció la poesía de Mario Benedetti. Antes bien me causaba cierta repulsión pues, como buen adolescente presuntuoso y medianamente culto, pensaba que los versos del uruguayo eran pastura para ignorantes literarios. Hoy día pienso casi lo mismo.

Tuve oportunidad de ver a Benedetti y a Nacha Guevara en el Teatro de la Ciudad, más o menos por 1980. Aunque, como ya se esbozó, mi opinión —tan burda hoy como entonces— sobre la poesía del autor de “Poemas de otros”, no cambió sustancialmente, su imagen de tío bonachón generó en mí una gran simpatía.

Mario Benedetti es un caso curioso en la cultura latinoamericana. Su sencillez estilística rayana en la simplicidad, al aproximarse a los experimentos antipoéticos de Nicanor Parra, hizo que mucha gente volteara los ojos a la poesía, en un medio cuyo imaginario poético estaba muy lejos de ella, sobre todo después de las oleadas vanguardistas que alejaron a la poesía de los grandes públicos.

Los versos de Benedetti “se entienden”, como decía una buena amiga, y además no están comprometidos con un lenguaje amelcochado y lleno de los lugares comunes de cierta poesía que a veces nos daban a leer en la secundaria y en la preparatoria.

Con Benedetti, el lenguaje amoroso de la izquierda adquirió una personalidad definida en la primera mitad de los años setentas (si te quiero es porque sos / mi amor mi cómplice y todo / y en la calle, codo a codo, / somos mucho más que dos…), dándole sustancia con ello a una emoción que no siempre podía acomodarse en un abanico ideológico donde la lucha por la justicia era una razón de vivir.




Más allá de algunos giros poco afortunados (Ustedes cuando aman al analista van…), y aun a pesar de ellos, Mario Benedetti se erigió en un ícono de la literatura latinoamericana por su verticalidad ideológica, que no conoció devaneos con su circunstancia de hombre célebre. Allí no hubo quien no lo admirara ni le negara reconocimiento alguno.

Como narrador, el mejor Benedetti es el de “Gracias por el fuego”, aunque indudablemente su novela más popular es “La tregua”, que dio lugar a algunos de sus poemas más célebres, y hasta a una película verdaderamente deleznable.

En otros terrenos, el uruguayo nos legó una serie de reflexiones importantes sobre Hispanoamérica y su literatura, en varios ensayos donde llamó la atención en torno al llamado “boom” latinoamericano y a los compromisos del escritor en una región llena de desigualdades, acosada por el neocolonialismo y flagelada por las dictaduras que hicieron del terror una forma de la rutina.

Benedetti entendía la necesidad de hacer literatura antes que panfleto, en una región que no sólo tenía que verse como un tema sino, fundamentalmente, como un problema que nos remite a la necesidad de la autointerpretación. El autor de “Inventario” era en ese sentido un modelo de radicalidad, pues para él las naciones subdesarrolladas debían construir una ética y una interpretación históricas que operen desde la rebeldía para romper el círculo vicioso del pensamiento colonial.

Más allá de gustos y preferencias literarias, la muerte de Benedetti me ha dejado triste, con una tristeza que está más allá de las ganas de sumirse en el silencio.

América, esa tierra que José Martí escrituró para nosotros, ha perdido a uno de sus grandes defensores.

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails

Eventos de la Red Literaria del Sureste

Eventos de la Red Literaria del Sureste
Presentación de la Revista "Arenas Blancas"

En un peldaño cualquiera de la noche

En un peldaño cualquiera de la noche
Manuel J. Tejada, José Díaz Cervera y Agustín Abreu

Sin lugar para la ternura... Día mundial de la poesía

Sin lugar para la ternura... Día mundial de la poesía
José Ramón Enríquez, José Díaz Cervera, Óscar Oliva, María Ella Gómez Rivero y Jorge Cortés Ancona

Presentación de "La continuación. Esbozo novelesco de la ruptura"

Presentación de "La continuación. Esbozo novelesco de la ruptura"
Joaquín Peón Iñiguez, el autor Juan Esteban Chávez Trava y la Mtra. Celia Rosado durante la presentación de la novela en el Centro Cultural "José Martí" en diciembre de 2008

Repensando la academia

Repensando la academia
Miércoles 26 de noviembre, de 2008

Recital de poesía

Recital de poesía

Homenaje a Salvador Elizondo

Homenaje a Salvador Elizondo
Joaquín Peón, Manuel Iris y Ragel Santana en "La Periferia"

Conferencias literarias

Conferencias literarias
Manuel Iris Herrera en la Biblioteca "Manuel Cepeda Peraza"

Presentación de libro

Presentación de libro
El poeta Jesús J. Barquet durante lectura en voz alta

Jornadas en homenaje a Edgarar Allan Poe

Jornadas en homenaje a Edgarar Allan Poe
Ricarto Tatto, Miguel Ángel Civeira, Jorge Cortés Ancona y Rafael Gómez Chi

José Ramón Enríquez

José Castillo Baeza

Colectivo Marsias

Raúl Pérez Navarrete

Noche de Poesia en la Casa de la Cultura

Noche de Poesia en la Casa de la Cultura
Marco Antonio Rodríguez Murillo, Patricia Garfias y Tomás Ramos Rodríguez

Mesa homenaje a Carlos Moreno Medina

Mesa homenaje a Carlos Moreno Medina
Jorge Cortés Ancona, Rodrigo Ordóñez Sosa y Marco Antonio Rodríguez Murillo

De la vida cotidiana para contar...

De la vida cotidiana para contar...
Jorge Luis Canché Escamilla

La Red...

Homenaje a José Martí

Homenaje a José Martí
Ofrenda floral

Entre amigos...

Rodrigo Ordóñez, Manuel Tejada y Tomás Ramos

En los eventos...

Jornadas en torno a los 5 heroes cubanos

Rosely Quijano León